¿Recordáis el desafío que la marca de refrescos Dr. Pepper le lanzó a Guns N’ Roses a principios de año? Os hablé de ello en un post. En breves palabras: Dr. Pepper anunció que regalaría una lata de uno de sus refrescos a cada estadounidense si la banda de Axel Rose sacaba su disco Chinese Democracy antes de acabar 2008. La compañía montó una interesante campaña de marketing aprovechando el hecho de que Guns N’ Roses llevaba años prometiendo sacar ese disco pero nunca llegaba…

Será porque Axel Rose aceptó el desafío o porque todo acaba llegando, lo cierto es que Chinese Democracy, por fin, ha visto la luz. Y lo ha hecho antes de terminar el año, así que la banda se ha portado. Lo normal sería que ahora Dr. Pepper cumpliera con su parte del trato, regalara los refrescos prometidos y todo acabara en una simpática estrategia publicitaría, ¿verdad? Pues no. Si seguís la historia a través de la revista NME veréis que va camino de convertirse en polémica.

Cuando se enteró de que Gun N’ Roses lanzaba realmente su disco, Dr Pepper confirmó su promesa aunque introdujo una condición: quienes quisieran conseguir su lata gratis deberían registrarse en la web de la compañía durante las 24 horas posteriores al lanzamiento del disco; así recibirían un cupón a canjear por un refresco. El llamamiento tuvo tanto éxito que la web se colapsó y obligó a la compañía a ampliar el plazo de registro para la promoción y habilitar también un número de teléfono. Ahora parece que a Gun N’ Roses no le hace tanta gracia la broma de Dr. Pepper como meses atrás, porque ha puesto el tema en manos de sus abogados por aprovecharse del lanzamiento de su disco para promocionar refrescos gratis.

Tribunales o no de por medio, la historia sigue siendo una buena jugada publicitaria para las dos partes… ¿Los más beneficiados? Los fans de Guns N’ Roses, que podrán disfrutar del nuevo disco de la banda tras 15 años de silencio mientras se toman un refresquito gratis a la salud de Dr. Pepper.


Foto: profq1123 en Pixabay